La buena salud de los músculos y de los huesos

musculos y huesosLo que son nuestros músculos y nuestros huesos, son los que nos brindan la capacidad para que nuestro cuerpo se pueda mover y además de esto le dan la forma a nuestra complexión, por lo que la postura y la fortaleza que posee cada persona representan lo que son los resultados de las características que poseen cada una de estas divisiones.

Consejos para mantener buenos músculos

El músculo conocido como esquelético, es el que conforma en una cantidad de manera aproximada un 40 % de todo nuestro cuerpo, que además es un tejido indispensable para lo que es el uso de la glucosa y los ácidos grasos en la sangre, de esta forma tienen la capacidad de contribuir de una manera bastante importante en lo que se conoce como la taza metabólica basal, que en otras palabras quiere decir, que lo que es en el gasto de la energía que hace nuestro cuerpo en lo que son las condiciones basales, que es lo mínimo que se necesita para que podamos mantenernos vivos.

Las personas alcanzan lo que es la cantidad máxima en musculatura a una edad que está entre los 20 y los 30 años, y a partir de este punto es necesario que tengamos que trabajar para que nuestra musculatura se pueda mantener.

Los huesos representan un tejido vivo y también se encuentran de una manera metabólica activos, los cuales pueden alcanzar lo que es su máxima formación o punto máximo al terminar la etapa de la adolescencia, no obstante podemos experimentar lo que es una renovación de manera constante a lo largo de toda nuestra vida, no solamente en las etapas del desarrollo y crecimiento.

Que podamos prevenir es una mejor alternativa que lo que es tratar, debemos hacer ejercicio y sumado a esto una buena alimentación con una gran cantidad de aporte de energía y nutrientes que son fundamentales para que podamos tener unos huesos y también unos músculos fuertes.

Algunos consejos importantes:

Debemos incluir alimentos que sean una fuente de proteína animal y también vegetal, pero también que sea preferiblemente carnes que son tengan un alto contenido en grasas como lo es el pollo y el pescado.

Debemos ingerir alimentos cereales fortificados, tres alimentos de productos lácteos por día, bien sea yogur, leche o quesos, con la importancia de que tengan un alto contenido de calcio. También podemos agregar a esto que debemos consumir algunos pescados como las sardinas, el salmón y los boquerones, ya que sus espinas pequeña contienen calcio.

Lo que son otros nutrientes como el magnesio y el fósforo representan elementos que son necesarios tanto para que los huesos se puedan formar, como también para lo que es la transmisión neuromuscular, y los podemos encontrar en alimentos como los productos lácteos, oleaginosas y los cereales integrales.

Cuando tenemos las posibilidad de poder consumir algún alimento cítrico 2 o 3 porciones de fruta que sean de la temporada, cereales que sean de grano entero y sumado a esto que podamos pasar unos 30 minutos expuestos al sol, lo más probable es que tengamos una cantidad suficiente de vitaminas A, B, C y D, que son bastante importantes en los procesos de absorción y las reacciones metabólicas para la salud ósea y también para el mantenimiento de los músculos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*